UNA TRAGEDIA IRAQUÍ SE CONVIRTIO EN UN ESPECTÁCULO MUSICAL

Un día después que un coche bomba explotara en Bagdad, Iraq y matara a 20 personas; el chelista iraquí Karin Wasfi, quien fuera director de la Orquesta Sinfónica Nacional de Iraq, tocó su instrumento en el sitio donde ocurrió esta tragedia.

Wasfi reconoce que no puede protegerse de las bombas, pero puede convencer a la gente que vale la pena vivir la vida. “Esto va dirigido a cualquier entidad, individuo o ideología. El que sea. Quien quiera que considere que las bombas son la única manera de resolver un desacuerdo”, expreso.

 

“Cuando las cosas son tan anormales e insensatas, nuestro deber es devolver la normalidad y hacer que valga la pena vivir. Es nuestra obligación como artistas hacer la vida soportable“, comentó Karim.